Los Ibarra

A mediados de abril es aprehendido Jesús Piedra Ibarra en Monterrey por una veintena de elementos de corporaciones policiacas federales, estatales y militares bajo la coordinación de la DFS. Jesús, miembro de la 23, es conducido a un rancho para ser torturado. La madre del joven, Rosario Ibarra de Piedra, acude a las autoridades judiciales, recorren instalaciones policiacas, la procuraduría estatal, las oficinas del gobernador. Si su hijo cometió algún delito que se le juzgue conforme a derecho. Pero que le digan donde lo tienen. Nada. Rosario va a la Ciudad de México y en un homenaje a Alfonso Reyes en Chapultepec, le entrega a Echeverria una carta con su demanda. El le dice que vaya a la procuraduría y así empieza el peregrinar. Interceptará a Echeverría 38 veces más durante su sexenio para preguntar por el paradero de su hijo. Poco a poco las familias de desaparecidos se empiezan a conocer y comienzan a organizarse para buscar a sus familiares.

Advertisements


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s